La habitación de la música

Siguiendo con el hilo de las presentaciones, hoy toca hablar del nombre del blog “La habitación de la música” y de dónde encontramos estas “habitaciones” hoy en día.

Muchos de vosotros ya habréis encontrado su relación con la música de cámara, pero muchos otros os seguiréis preguntando, ¿Por qué “La habitación de la música”?

La respuesta es mucho más sencilla de lo que podáis imaginar, sólo hay que retroceder en el tiempo unos cuantos siglos hasta llegar al origen de la música de cámara durante el periodo barroco en el Siglo XVII.

¿Te vienes conmigo en este viaje al pasado?

El nombre, al igual que muchos de los términos musicales, proviene del Italiano “Musica da camera”, cuya traducción literal es “Música de habitación”.

¿Por qué “de habitación”?

Simplemente porque este tipo de música se interpretaba en las “habitaciones” de los palacios, de ahí que las formaciones camerísticas cuenten con un número reducido de intérpretes.

Normalmente, cuando hablamos de música de cámara, nos referimos a dúos, tríos, cuartetos, quintetos,…, incluso octetos y nonetos. Estos a su vez destacan porque cada intérprete toca una parte diferente y no precisan de un director.

Aunque tampoco hay que olvidar a las orquestas de cámara, que pese a estar a mitad de camino entre estos grupos y una orquesta sinfónica, siguen considerándose música de cámara, debido a que no suelen superar los 22 intérpretes.

Y ahora… ¿Dónde podemos encontrarla?

Palacios, castillos y casas nobiliarias

Actualmente los conciertos siguen programándose en su lugar de origen. Pero esta vez estamos de suerte, porque están abiertos a todos los públicos! Ya no hace falta ser rey, príncipe o noble para disfrutar de estos conciertos en estas salas tan bonitas.

Sala Tobias. Palacio de Viana. Córdoba.
Sala Tobias. Palacio de Viana. Córdoba.

Patios interiores

Ya sean al aire libre o protegidos por un techo, los patios interiores se han convertido en una inagotable fuente de espacios donde escuchar a un buen grupo de cámara. Aunque cabe decir, que en ocasiones su acústica resulta complicada, ya que el sonido se dispersa con facilidad.

Civivox. Palacio del Condestable. Pamplona.
Civivox. Palacio del Condestable. Pamplona.

Museos

¿Será que el arte llama al arte? Cada vez es mucho más habitual programar conciertos en museos, lo cual permite al oyente disfrutar de una visita al museo con el plus de un concierto!

Museo del Romanticismo. Madrid.
Museo del Romanticismo. Madrid.

Jardines

Aprovechando los benévolos meses de verano muchas ciudades han comenzado a crear festivales de música de cámara en espacios abiertos tales como los jardines y parques. Estos espacios crean un ambiente relajado donde poder disfrutar de un concierto rodeado de la naturaleza a modo de Oasis dentro de las grandes urbes.

Parque. Barcelona.
Turó Park. Barcelona

Teatros

Quizá uno de los espacios con más encanto! Son cálidos y acogedores, no sólo por su tamaño sino también por sus formas y diseños. La forma normalmente elíptica del patio de butacas y los palcos, crean un espacio donde el intérprete se siente arropado por su púbico. A su vez, el terciopelo que suele apreciarse en cortinas y butacas, así como los detalles dorados en lámparas y decoración, hace que uno se traslade a otra época y crea estar en un gran salón.

Victoria Eugenia. San Sebastian.
Victoria Eugenia. San Sebastián.

Salas de Fundaciones

Muchas fundaciones (habitualmente bancarias) cuentan con un pequeño escenario donde ofrecen no sólo charlas y conferencias, sino también ciclos de conciertos. Debido a su tamaño, estos son mayormente programados para solistas o grupos de cámara.

Ibercaja. Huesca.
Ibercaja. Huesca.

Iglesias

Cada vez son más las iglesias que ofertan ciclos de conciertos, sobre todo en países como Inglaterra. Y es que estos espacios de recogimiento espiritual también pueden servir para el disfrute musical! Al igual que en los patios interiores, la acústica puede ser algo complicada, ya que son espacios abiertos con galerías donde puede expandirse y rebotar el sonido. Aunque también pueden hallarse acústicas especiales en ellas, donde decidir grabar incluso una banda sonora, como ocurrió en el caso de “El señor de los anillos”.

Iglesia de Santiago. Totana.
Iglesia de Santiago. Totana.

Salas de cámara

La mayoría de los grandes auditorios cuentan con pequeñas salas, que suelen tener el nombre de “salas de cámara”, que en un principio fueron construidas con la idea de ofertar este tipo de conciertos. Pese a que en muchas ciudades ahora mismo se encuentran en desuso o se destinan a otro tipo de actividades, son en realidad los espacios actualmente más “oficiales” donde programar ciclos de música de cámara.

Sala de Cámara. Auditorio Nacional. Madrid
Sala de Cámara. Auditorio Nacional. Madrid

Y a ti, ¿Qué habitación de la música te gusta más?

Anímate y deja tu comentario! 🙂

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *